El buscador místico

Busca en el blog:

Búsqueda personalizada

El horóscopo 2013 del amor Lily Süllös

Published by Buscador under , , , , , , , , , , , , on 12:40

Horóscopo 2013, de Lily Süllös, ya está en los kioscos. Te contamos que le pasará a cada signo en la pareja, con la llegada de los hijos y la familia en el nuevo año.

ARIES
Hasta el 27 de junio, JÚPITER ayudará a comunicarse en la familia. Los parientes, hasta ahora alejados, buscarán la manera de volver, retomar contactos. En la pareja habrá más comprensión, generosidad. Ayuda a consolidar relaciones y habrá muchas amistades que se convertirán en amor. SATURNO, el temible, ya no está en oposición y la sensación peligrosa de “no amar más” desaparece.
Habrá felices redescubrimientos en las parejas. Después del 27 de junio JÚPITER entra en CÁNCER: mejorará las relaciones con los padres, hará retornar hijos distanciados, despertará la necesidad de tener una familia.
Si piensan, en cambio, en formar una familia, piénsenlo muy bien. El peligro constante es URANO, señor de la precipitación, podría impulsarlos a ello por miedo de la soledad, arianas especialmente, eligiendo cualquier pareja. El mandato, la enseñanza de JÚPITER en la cuarta casa natural: ser más tolerantes con los familiares.
TAURO
El principal protagonista es SATURNO con su tránsito en la séptima casa natural, que indica la pareja. No es una presencia agradable, pero tiene su lado bueno: la estabilidad. Los planes de divorcio se debilitan, en muchos casos habrá reencuentros con personas del pasado, más en las taurianas con el primer novio, que, por supuesto, no caminará.
Otro efecto de este planeta anillado es el fantaseo de las jovencitas por algún señor maduro, casado: las uniones que nacen con SATURNO en la séptima casa natural raras veces resultan. JÚPITER, en la segunda mitad del año, suaviza la situación, caminando en la tercera casa natural (CÁNCER), que es la de la comunicación.
Entre la pareja habrá más amistad y diálogo. Mejorarían también las relaciones con los parientes. El tauriano estará muy reacio a formar pareja, verá al matrimonio como una prisión. En cambio, muchos maridos divorciados desearán volver con sus esposas porque es otra forma de reaparición del Pasado. Reflexionen y comparen, no permitan que SATURNO dirija sus pensamientos.
GÉMINIS
JÚPITER, presente en el signo hasta el 26 de junio, marca el paso. Este planeta es un poco enemigo de GÉMINIS porque es el regente del opuesto, SAGITARIO, pero su presencia no deja de ser afortunada.
Les ayudará a fortalecer la unión, legalizarla o realizarla, teniendo mejores recursos económicos. El detalle interesante: la preferencia de las geminianas por galanes algo maduros, que no siempre resulta. Habrá también muchos bebés, ya que el obstructor SATURNO ya no está en la quinta casa natural, la de los hijos.
La segunda mitad del año trae la calma. La decisión ya está tomada, comienza una etapa diferente para los que se han separado.
También serán distintas las preferencias: la geminiana, en vez de un compañero de juegos, buscará un señor serio en quien confiar. El geminiano buscará una compañera adulta, inteligente, en vez de una jovencita. Si hay decisión de divorcio, será mejor en la primera mitad del año.
CÁNCER
SATURNO en ESCORPIO, que es la quinta casa natural de los cancerianos, además de hijos, indica también amores, aventuras. Trae un cierto enfriamiento, hace razonar, ver la realidad. En cuanto a los hijos, trae más disciplina, sus efectos serán benéficos.
Los padres cancerianos, en vez de mimar y sobreproteger, se pondrán más severos. JÚPITER, a partir del 27 de junio, al entrar en CÁNCER beneficia a las cancerianas para encontrar pareja. Los matrimonios con problemas, en la primera mitad del año, harán bien en evitar decisiones bajo un JÚPITER en GÉMINIS, que es signo “separador”.
CÁNCER es muy reacio a las separaciones por su carácter familiero y tradicionalista. Hasta el 27 de junio, habrá peleítas, hasta intenciones serias de separarse: no tomen ninguna decisión hasta julio cuando podrán examinar muy seriamente las causas. Generalmente, cuando JÚPITER entra en CÁNCER, sus nativos cambian mucho, perdonan, recapacitan.
Los varones serán capaces de aguantar peleas con tal de conservar la unión y la paz del hogar. Les recomendamos que usen a SATURNO para defender sus derechos. A partir de julio, se anunciarán muchos bebés. Esta posición de JÚPITER se repite en cada 12 años y durará hasta julio de 2014.
LEO
La primera mitad del año es favorable en la amistad, pero no tanto para el amor. Donde no hubo otro lazo que el sexo, se puede terminar la relación. JÚPITER prueba la unión. Es aconsejable un serio replanteo antes de tomar cualquier decisión. Si la pareja sobrevive la primera mitad del año bajo sus efectos, será a prueba de todo.
La segunda mitad, con JÚPITER en CÁNCER, trae problemas de otra índole: el leonino, y más aún la leonina, no querrá preocuparse por la pareja, habrá mucha interferencia de terceros, discusiones por temas materiales. Si la decisión es la separación, habrá muchos obstáculos materiales, legales. Abundarán los amores imposibles, sobre todo entre los jóvenes y ellas. 2013 no aportará muchas uniones, pero la primera mitad, puede traer bebés, no siempre deseados. Sin embargo los que nacerán en la segunda etapa, traerán grandes alegrías a los padres.
VIRGO
NEPTUNO molesta desde PISCIS, que es la séptima casa natural, la de la pareja. Con su oposición, confunde, inspira celos, equivocaciones, más en la primera mitad del año. JÚPITER transita por el “separador” GÉMINIS hasta el 26 de junio.
Les conviene esperar, hacer una tregua. En 2013, comenzar una nueva relación podría resultar bastante problemático. NEPTUNO trae amores equivocados, falsos enamoramientos. Además, la mente virginiana es más poderosa que el corazón y el hechizo neptuniano sucumbe frente al razonamiento. SATURNO, desde la tercera casa natural, la de los parientes, dificulta el trato con la familia.
No obstante, harán bien en escucharlos, ya que en los momentos difíciles ellos podrán aconsejarlos y ayudarlos. Los bebés se anuncian en la segunda mitad del año, cuando JÚPITER en CÁNCER aumenta la fertilidad. Podrían llegar hijos en parejas adultas. Las jóvenes estarán reacias a tener hijos por temor a las dificultades económicas.
LIBRA
URANO manda y ustedes no deben permitirlo. Está en la séptima casa natural, la de la pareja, alborotando, proponiendo rebelión, un deseo desmesurado de libertad, la sensación de no amar más, de aburrirse, de no poder perdonar.
Eso de querer algo diferente es la peor trampa de URANO y será más fuerte en las librianas. Hasta el 26 de junio, con la ayuda de JÚPITER, podrán separarse, si la relación es realmente insostenible.
Las librianas se sentirán mejor con una nueva actividad o carrera. Los librianos, con lo más tiempo para estar con su pareja y familia. La segunda mitad del año, con JÚPITER en CÁNCER, se calmarán un poco los ánimos. Las uniones nuevas se producirán en la primera mitad del año, la mayoría en forma repentina. Los varones, en la segunda mitad del año, sentirán deseos de formar una familia sólida, con hijos.
ESCORPIO
Los escorpianos estarán realmente cansados, el sexo disminuye, más en el varón porque SATURNO está en su signo. Habrá muchos cuestionamientos, discusiones por motivos materiales. El remedio será el descanso, por lo menos un día de la semana, un relajamiento total.
Un fenómeno curioso será el pasado que vuelve: el novio de la adolescencia, la novia abandonada, el marido que se fue y los rencores que quedaron. Los nativos de este signo no perdonan fácilmente, por eso, la mayoría de estos encuentros no resultarán.
El intelecto será la atracción, más allá del sexo. El varón soltero será muy reacio a formar pareja, estará demasiado ocupado con su trabajo. No habrá muchos bebés, pero llegarán en la segunda mitad del año, con JÚPITER en CÁNCER.
SAGITARIO
La oposición de JÚPITER inspira pensamientos de separación, trae intolerancia, fallas imaginarias en la pareja, aventuras amorosas, especialmente durante la primera mitad del año.
La segunda mitad, podría traer el arrepentimiento y, en muchos casos, ruptura irremediable. NEPTUNO en PISCIS, en la cuarta casa natural, trae problemas familiares. Muchos jóvenes sagitarianos dejarán el hogar, pero la vida solitaria no les agradará después.
URANO también llega con bebés imprevistos que traerán gran alegría, pero si la pareja se lleva mal, no será un remedio. La rebelión será una constante en adolescentes y también en mayorcitos, igual que la falta de respeto a las personas de edad, modales y comportamiento desagradables, atípicos en los sagitarianos, aunque es un cambio temporario.
CAPRICORNIO
Hasta el 26 de junio, JÚPITER no influye tanto en este plano porque los capricornianos estarán muy ocupados, salvo en casos donde URANO proyecte su espejismo con una tercera persona que sea capaz de mover sus esquemas.
En la segunda mitad del año, JÚPITER desde CÁNCER formará oposición con CAPRICORNIO, desde la séptima casa natural, que es la de la pareja y es un aspecto planetario muy adverso: falsea la visión, inspira rencor, induce a la separación justamente cuando no deben hacerlo. Corren el peligro de enamorarse de una fantasía.
SATURNO, su planeta regente, los aísla de las amistades, haciéndolos reacios a hablar de sus problemas. No obstante, es justo la etapa cuando más necesitarían respaldo.
ACUARIO
En la primera mitad del año, se anunciarán muchos bebés, incluso en parejas adultas o en las que estaban buscando desde hace tiempo. Habrá también amores imposibles, más entre los jóvenes acuarianos y las chicas. Las parejas en conflicto podrían solucionarlos, pero el peligro es SATURNO, que produce interferencias de familiares: busquen los caminos entre los dos. La primera mitad del año, con el hermoso trígono de JÚPITER (120º de arco) los ayudará.
La segunda mitad, a partir del 27 de junio, trae calma. El amor se convierte lentamente en amistad, lo que es más importante para los acuarianos. Si descubren una actividad o entretenimiento común, mejor.
PISCIS
La primera mitad del año trae discrepancias en el hogar, amores no aprobados por la familia y piscianos con ganas de separarse por la cuadratura de JÚPITER.
Esperen, ya que después del 27 de junio pensarán de una manera muy diferente. La segunda mitad del año, con JÚPITER en la quinta casa natural, traerá muchos amores y bebés que llenarán todo de mucha felicidad y alegría por su carácter bondadoso y alegre.
La segunda mitad del año vendrán las soluciones en los amores imposibles. Muchas parejas podrán legalizar su unión, ellas encontrarán pareja porque las beneficia el trígono de JÚPITER. SATURNO hará que muchos regresen: si el que vuelve es él, hará un riguroso examen de conciencia, dándose cuenta de que nunca dejó de amar a su pareja. Ella se sentirá como la heroína de una película romántica.
 http://mia.perfil.com/

1 comentarios:

jose | camaras dijo... @ 30 de noviembre de 2012, 5:05

De los mejores blog que he visto, lo suelo visitar con frecuencia
Sigue asi!!!

Publicar un comentario en la entrada